lunes, 10 de diciembre de 2012

La vida al revés

Las previsiones realizadas sobre quién ganaría la Premier League, la Serie A, la Bundesliga y la Ligue 1 coincidían en dos aspectos: en Italia y Francia partían dos equipos como favoritos (Juve, PSG), todo lo contrario que en Alemania (Bayern, Dortmund) y en Inglaterra (Man City, Man United, Chelsea), donde se preveían campeonatos más abiertos, disputados y parejos. A punto de llegar a su ecuador, el guión de la película no se asemeja tanto a lo previsto.

En la Premier League el Manchester United aventaja ya en seis puntos al Manchester City y en diez al Chelsea. Que levanten la mano quienes esperasen ver semejantes distancias a principios del mes de diciembre. Los red devils ya han visitado Anfield, Stamford Bridge y el Etihad Stadium. Siempre con victoria. El gen competitivo del Man United habrá sido fundamental si finalmente se proclama campeón de la Premier. No fue, sin embargo, el factor diferencial del Man City 2-3 Man United, en el que tuvieron su impacto las acciones individuales de Wayne Rooney, Robin van Persie y David de Gea.

En la Serie A hay Scudetto. Y hasta tres equipos han presentado una candidatura seria. El propio Nápoles, derrotado anoche en San Siro, firmó una actuación que le confirma como una de las alternativas a la Juventus. La Vecchia Signora acusa el desgaste de la Champions y la ausencia del ansiado delantero de primerísimo nivel, pero el principal motivo de que haya liga es que tanto el Inter como el Nápoles superan los dos puntos por partido, cifra para pelear el título o rozarlo.

En la Bundesliga el Bayern Munich recogerá su trofeo de 'campeón de invierno' sabiendo que lo tiene todo a favor para romper su sequía de dos años sin ganar la Bundesliga. Lo que para el resto de los mortales es algo natural, para el Bayern es una eternidad. Karl-Heinze Rummenigge llegó a asegurar que en la 2012/13 la prioridad y el principal deseo de la entidad era recuperar la hegemonía en la liga de su país. Cuesta imaginar qué tipo de circunstancias se tienen que producir a partir de enero para que Jupp Heynckes y los suyos no levanten el anhelado trofeo. Su plantilla es tan amplia que ni siquiera dos o tres inoportunas lesiones deberían significar un gran obstáculo.

En la Ligue 1 es la primera vez desde abril que hay cinco puntos de distancia entre el líder y el segundo clasificado. Lo que se sale absolutamente de lo establecido es que ni en abril ese líder fuese el Paris Saint-Germain (lo era el Montpellier, que conquistó la liga) ni tampoco ahora (lo es el Olympique de Lyon). No es ningún secreto que el PSG piensa más en la Champions League y le dedica mayor atención y esfuerzo. Lo reconoció la semana pasada Thiago Silva: "Seré sincero. Nos concentramos mucho más en la Champions. No es lo correcto, pero damos más."


10 cosas que me gustaron del fin de semana:

1. Michu: 12 goles en 16 jornadas.

2. Balsámica semana para el Chelsea, que aún no es capaz de exponer su mejor fútbol de manera continuada, es decir, durante noventa o, al menos, sesenta minutos seguidos. Sin embargo, en Sunderland tuvo tramos de nivel y Fernando Torres rozó el hat-trick. Recupera sensaciones el '9' y las recupera el equipo.

3. Se acerca el final de la primera vuelta y el Everton -que año tras año gasta menos que Liverpool, Tottenham o Arsenal- está en zona de Champions League. Su 2-1 ante los spurs fue un derroche de intensidad, coraje y autoconfianza. Le costará, de todas formas, mantener el ritmo en los últimos meses del curso.

4. A sus 36 años Francesco Totti sigue firmando la que quizás sea su mejor campaña del último lustro. En el entretenido Roma 4-2 Fiore dio dos pases de gol, anotó otros tantos y volvió a dar un recital, como viene siendo costumbre desde que Zdenek Zeman regresó a Roma.

5. Si Totti es el presente y el pasado de la Roma, Panagiotis Tachtsidis representa el presente y el futuro. Un futuro que en la Roma se presenta esperanzador con el griego, Erik Lamela, Marquinhos, Mattia Destro o Alessandro Florenzi.

6. Ya ha ganado el Inter esta temporada a casi todos los equipos de la parte alta de la clasificación (Juve, Nápoles, Milan, Fiore), pero Andrea Stramaccioni, su entrenador, lo tiene claro: "No somos el anti-Juve. La última vez que nos pusisteis [los periodistas] esta etiqueta, entramos en crisis."

7. Milan: 17 puntos en las últimas 8 jornadas. Y el nivel de sus próximos rivales hace pensar que puede prolongar su actual estado de ánimo: Pescara, Roma, Siena, Sampdoria, Bolonia, Atalanta, Udinese, Cagliari y Parma.

8. El Eintracht Frankfurt logró salir del bache que atravesaba con un contundente 4-1 ante el Werder Bremen. Es la 6ª vez (en 16 jornadas) que el Eintracht anota tres o más goles. Alex Meier, máximo goleador de la Bundesliga, es uno de los responsables. Y Armin Veh hace méritos para ser premiado como mejor entrenador de la presente edición de la liga alemana.

9. Traspasó en verano a dos piezas importantes (Lloris, Cissokho) y únicamente se reforzó con Bisevac, Monzón, Mvuemba y Malbranque -llevaba un año sin jugar-. No son precisamente la clase de elementos que animaban a apostar por el Olympique de Lyon como campeón de la Ligue 1. Su valioso triunfo en el Derbi del Ródano aumenta hasta los cinco puntos la ventaja respecto a PSG y OM.

10. Alcanza la liga rusa su clásico parón invernal y lo hace con un sorprendente líder. No por tratarse del CSKA Moscú, sino por tratarse de un equipo que desde la primera semana del mes de agosto no ha podido disponer del que considero su mejor futbolista: Seydou Doumbia (lesionado). Y sin una partida de gastos tan amplia como la de Anzhi o Zenit.



5 cosas que no me gustaron del fin de semana:

1. Oriol Romeu, 6 meses de baja. Unido a la sanción de Obi Mikel -que luego estará en la Copa África- puede hacer que Rafa Benítez apueste por la idea con la que está ensayando desde hace dos semanas: David Luiz de mediocentro.

2. Un atractivo Zenit v Anzhi puso esta tarde el cierre al primer tramo de la liga rusa, que no se reanudará hasta el 9 de marzo. A puerta cerrada, debido a los incidentes que se produjeron recientemente ante el Dinamo, el Zenit se contagió de las gélidas temperaturas y de la fría atmósfera del Petrovsky. Ya no es una novedad y tampoco una sorpresa que el Zenit juegue mal y sea un equipo con una idea de juego absolutamente indefinida. Reaccionó en la segunda parte, a tiempo para salvar un empate ante un Anzhi al que considero el máximo favorito para alzarse con el título cuando la liga rusa eche el telón en mayo.

3. Desde hace un par de semanas, Wesley Sneijder cuenta con el alta médica y, a pesar de ello, aún no podemos disfrutar de su fútbol. Continúa el conflicto entre el Inter, que asegura que no entra en la convocatoria porque está lesionado, y el jugador. Andrea Stramaccioni: "¿Sneijder dice en Twitter que no está lesionado? Es lo que me diga a la cara lo que realmente importa."

4. Resulta desesperante el desaprovechamiento que está realizando el Hoffenheim de buenos futbolistas como Roberto Firmino, Eren Derdiyok, Sebastian Rudy, Andreas Beck, Sejad Salihovic o Joselu. Estrenaba entrenador interino en Hamburgo y lo que no estrenó fue una imagen distinta a la habitual.

5. Se mostró poco competitivo el Twente en su intento de defender el liderato de la Eredivisie en el Philips Stadion. Si no mejora su nivel de las últimas semanas, la liga holandesa puede acabar siendo un mano a mano entre el Ajax y el PSV. El Vitesse reclama también su cuota de protagonismo.

2 comentarios:

AMEDIOCAMPO dijo...

el tema de sneijder con el inter segun tengo entendido es que hasta que wesley no de una respuesta sobre la propuesta de renovacion que le ofrecio el inter, ya sea negativa o positiva, no volveria a entrar en una convocatoria con el inter.

Sergio Santomé dijo...

@ amediocampo

Ya la dio. Rechazó la propuesta.