lunes, 19 de noviembre de 2012

Delanteros y actitudes opuestas

No se pueden trazar demasiadas similitudes entre sus trayectorias deportivas. Tampoco su forma de ser da lugar a comparaciones. Pero Shane Long y Emmanuel Adebayor, por motivos opuestos, han sido los protagonistas de la última jornada de la Premier League. El togolés ha sido el máximo responsable de que el marcador del Arsenal-Tottenham reflejase, por segunda temporada consecutiva, un 5-2 a favor de su exequipo. El irlandés, por su gol, su asistencia y las dificultades que presentó a la pareja de centrales rival, fue el héroe del ascenso del West Bromwich Albion a la 4ª posición de la Premier League.

Shane Long, que en enero cumplirá 26 años, no tiene ni tendrá nunca el talento natural que posee Adebayor y, sin embargo, va sobrado de compromiso, actitud y esfuerzo. Compensa con ello el hecho de no ser el delantero con más olfato de gol del mundo, no ser el más rápido del lugar o no ser excesivamente brillante con el balón en los pies. No destaca sobremanera en ninguna faceta, pero ejecuta bien multitud de cosas distintas. Gary Cahill y David Luiz, sus víctimas este sábado, ya lo saben. Fue un día especial para Long, como cuenta Álvaro de Grado en 'Diarios de Fútbol':

Marcó un gol y dio otro pero ninguno lo celebró con normalidad. No era el mejor momento ni el mejor día. Horas antes del comienzo del partido, Shane Long recibió la noticia de la muerte de su abuela. Quiso jugar. De hecho, siempre ha querido jugar. Hace menos de un año estuvo tres meses fuera de los terrenos de juego porque el día de Año Nuevo se levantó con dolores de pecho. Con el miedo en el cuerpo se fue a hacer pruebas y descubrió, asustado, que sufría una inflamación de las fibras del corazón. Se recuperó y volvió a ser de la partida. Años antes, cuando apenas tenía 16 primaveras, su padre Eamonn murió repentinamente de un ataque al corazón dejando a Shane Long y a sus tres hermanos al cuidado de su madre. Pero continuó su carrera como futbolista. Ahora sigue teniendo la misma cara de niño pillo de hace cinco años de no ser por esa barba que se ha dejado en esta temporada, pero su dimensión como futbolista ha evolucionado al mismo ritmo que su efectividad.
Si uno es el ejemplo de dar el 100%, Emmanuel Adebayor es el del atacante que, por unos u otros motivos, sufre para rendir regularmente a su máximo nivel. Lo logró el curso pasado o, al menos, se acercó mucho a ello. Nada que ver con lo que han sido sus primeros tres meses a las órdenes de André Villas-Boas. No deja de ser curioso, y digno de análisis, que el volumen de críticas hacia el técnico luso sea tan elevado tras caer por 5 a 2 en el Emirates. Una derrota cuyo máximo responsable tiene nombre y apellidos: Sheyi Emmanuel Adebayor. Sin su irresponsable entrada sobre Santi Cazorla, merecedora de expulsión, nada hubiese sido lo mismo. Resultaría demasiado osado pronosticar cuál hubiese sido el marcador final en caso de que el delantero africano no provocase la conclusión del duelo once contra once en el minuto 18. Pero el guion del partido estaba dirigiéndose en otra dirección. El segundo elemento que más fuerza ejerció en la derrota de los spurs en su visita al Arsenal no fue otro que las lesiones que siguen lastrando al equipo: Scott Parker, Moussa Dembelé, Benoît Assou-Ekotto, Younès Kaboul y, además, en este partido Steven Caulker. Sí se puede hablar de una decisión de Villas-Boas como la tercera causa de los cinco goles encajados por Hugo Lloris: retirar a Walker y Naughton en el descanso y afrontar la segunda mitad con tres defensas. Arriesgó André y lo hizo siendo plenamente consciente de que dejaba la puerta abierta a la posibilidad de acabar encajando 5 ó 6 goles. Y se cumplió la lógica, si bien se vio desafiada por una ocasión de Gareth Bale que rozó el 4-3 y que pudo alterar todo.

Tottenham con Moussa Dembelé: 4 victorias y 1 empate.
Tottenham sin Moussa Dembelé: 1 victoria, 1 empate y 5 derrotas.


10 cosas que me gustaron del fin de semana:

1. 10 goles en las últimas 9 jornadas. La progresión de Stephan El Shaarawy sigue su curso. De jugador prometedor -la temporada pasada- a figura del Milan, máximo goleador de la Serie A italiana y candidato a MVP de la liga. El sábado, Nápoles 2-2 El Shaarawy.

2. Liverpool: 17 goles en la Premier League. Luis Suárez: 10 goles y 2 asistencias. Ante el Wigan, doblete del uruguayo y, por primera vez en muchos meses, gran partido de José Enrique. Leve mejoría que será examinada en los próximos diez días con visitas al Swansea y al Tottenham.

3. No se puede hablar de que el Swansea tenga una dependencia de Michu como la que tienen el Milan y el Liverpool de sus respectivas estrellas, pero este sábado anotó un gol en Newcastle y en Swansea ya saben que, por ahora, su equipo solo vence cuando Michu perfora la portería rival.

4. Al principio de temporada -y más aún después de encajar 5 goles ante el Fulham, 5 ante el Liverpool y 4 ante el Chelsea-, el Norwich City se presentaba como candidato al descenso, quizás el más señalado en esas quinielas. Cambió de banquillo Paul Lambert, pero la columna vertebral se mantiene intacta y, para sorpresa de muchos, en Carrow Road han perdido en las últimas semanas el Manchester United, el Tottenham y el Arsenal. Es el momento de decirlo: sigo convencido de que descenderá el Norwich.

5. El Etihad Stadium no ha visto perder a sus jugadores en la Premier League desde 2010. Con su triunfo ante el Aston Villa prolongan su racha y la convierten en la segunda mejor racha de imbatibilidad como local en la historia de la Premier League. Tardará el Manchester City (36 encuentros sin perder) en alcanzar el record del Chelsea (86) de Mourinho.

6. El mérito de Vincenzo Montella no es que la Fiorentina haya ganado 5 partidos seguidos, sino que los dos últimos los haya jugado sin su estrella (Jovetic) y ante rivales (Milan y Atalanta) que de asequibles tienen poco. El calendario de la Fiore (próximos rivales: Torino, Sampdoria, Roma, Siena, Palermo, Pescara) y el crecimiento del equipo hacen soñar a una afición que ya no ve como una utopía la clasificación para la próxima edición de la Champions.

7. Predicción generalizada en verano: el Paris Saint-Germain arrasará en la Ligue 1. Todo lo contrario. Tras un tercio de campeonato, solo 3 puntos separan al líder -Olympique de Lyon- del 7º clasificado. Carlo Ancelotti: "No me da miedo decir que estamos en crisis".

8. Segunda jornada consecutiva en la que el prometedor Viktor Fischer es titular en el Ajax. Por la competencia que hay -no excesiva- y por su nivel, el danés puede retener su titularidad durante buena parte de la temporada.

9. Tras la derrota del líder (Vélez), el desenlace el campeonato argentino se presenta apasionante. Lanús tiene un partido menos y si lo gana igualará a puntos con Vélez. Belgrano tiene dos menos y si los gana igualará con Vélez. Precisamente Lanús y Belgrano se enfrentan esta noche. Las tres últimas jornadas serán de infarto.

10. Al Ahly, campeón de África. Disputará en diciembre el Mundial de Clubes.


5 cosas que no me gustaron del fin de semana:

1. Pasan las jornadas y el Queens Park Rangers sigue a lo suyo. Números del colista de la Premier: 0 victorias, 4 empates, 8 derrotas; 9 goles a favor, 23 goles a contra. No es precisamente lo que uno esperaría de una escuadra compuesta por Granero, Julio Cesar, Faurlín, Park, Mbia, Hoilett, Taarabt, Zamora, Diakité, Cissé, Fabio o Bosingwa. No son pocos los que identifican al inquilino del banquillo como el principal problema. Se llama Mark Hughes y su salario de algo más de 3 millones de libras puede ser un impedimento a la hora de decidir su destitución. Imposible saber si se producirá o no pero, en caso de llegar, seguramente ese elemento la retrase o la esté retrasando.

2. Mala imagen del Schalke 04. No por la derrota en Leverkusen ni por cómo se produjo, sino por todo lo que la rodeó: discusiones de Jefferson Farfán y Kyriakos Papadopoulos con Huub Stevens, declaraciones del propio entrenador manifestando que el Schalke jugó tan mal que hubiese podido hacer 9 sustituciones y de Horst Heldt (director general) diciendo que no recuerda la última vez que el equipo actuó tan mal y que solo dos futbolistas se salvan.

3. Se rompió la histórica racha del Shakhtar Donetsk. Histórica porque los 24 triunfos consecutivos la sitúan como la quinta mejor de la historia de las ligas europeas.

4. De Hernanes, futbolista irregular por excelencia, ya no sorprende una actuación como la que tuvo en Turín, de un protagonismo diametralmente opuesto al que había recibido una semana antes en el derbi de Roma. La Lazio, que ni siquiera disparó entre los tres palos en el Juventus Stadium, y el Nápoles, por carecer todavía de ese gen ganador que le dé victorias en noches como la del sábado, son las decepciones de la jornada en Italia.

5. La buena noticia futbolística para Génova: está de vuelta el 'Derbi della Lanterna'. La mala: si Sampdoria y Genoa no mejoran, quizás no veamos derbi de Génova el próximo año...o lo veamos en Serie B.

8 comentarios:

Anónimo dijo...

eres muy del arsenal y se nota. y que el liverpool tiene dependencia de suarez?...como el barcelona de messi o el arsenal de van persie el año pasado. Un buen periodista debe ser imparcial y no dejarse llevar por los colores...

Sergio Santomé dijo...

@ Anónimo

Dependencia de Van Persie -> http://www.estadiosantome.com/2012/03/medio-arsenal.html

Anónimo dijo...

@sergiosantome

No me refiero a que seas del Arsenal por decir que también tenía dependencia de Van Persie , sino porque el 80% de tus comentarios son del Arsenal . ¿O me vas a decir que no eres del Arsenal? jajaja.

Anónimo dijo...

Imparciales deberían ser los jueces y los legisladores (políticos), y no lo son. Pero no entiendo por qué Sergio y los demás periodistas deportivos deberían serlo, aunque el límite para mi gusto es que no lleguen al fanatismo. Le sigo desde hace mucho y no le pesa hablar mal del Arsenal.

Anónimo dijo...

AAAA bueno...pos entonces que cada periodista defienda a su equipo y ya esta, que se olviden del resto y no pasa nada...eso es un buen periodista por lo que veo. No digo que Santome no hable mal del Arsenal de vez en cuando , lo que digo es que el 80% de sus comentarios son del Arsenal y que a los que no nos interesa nada este equipito pos nos aburre y pierde mucho como periodista. No se si Santome ha reconocio alguna vez ser seguidor del arsenal , pero mas claro agua... y si no mira como no me respondio hace dos preguntas

luis dijo...

AAAA bueno...pos entonces que cada periodista defienda a su equipo y ya esta, que se olviden del resto y no pasa nada...eso es un buen periodista por lo que veo. No digo que Santome no hable mal del Arsenal de vez en cuando , lo que digo es que el 80% de sus comentarios son del Arsenal y que a los que no nos interesa nada este equipito pos nos aburre y pierde mucho como periodista. No se si Santome ha reconocio alguna vez ser seguidor del arsenal , pero mas claro agua... y si no mira como no me respondio hace dos preguntas

Domingo Pérez dijo...

Imparcial o no Sergio me parece un grandísimo periodista. Periodistas parciales los hay muchos, solo hace falta ver Punto Pelota para ver a Roncero y compañía. Y si Sergio es parcial no es como estos, algo que se agradece. Internet es libre, y si no quieres leer su blog (muy bueno por cierto) por hablar mucho del Arsenal (equipito como tú dices que es un histórico) pues fácil: no lo leas

luis dijo...

Como Santomé siga siendo tan parcial nunca será un buen periodista. Un buen periodista tiene que hablar con igualdad de todos los equipos , como por ejemplo Maldini. Él si respeta a todos los equipos y es totalmente imparcial . Pero veo que no os llega para entenderlo . Y por cierto , quien coj..es es el Arsenal comparado con el Liverpool o el Manchester United ? El Arsenal es el equipo mas de mentira que he visto en mi vida , todos los años que si va a ganar la premier que si va a ganar esto que si juega muy bien , y la realidad es que nunca gana nada y que lleva sun ganar un titulo de 2005 . Grandes son liverpool y manchester united , el arsenal es un buen equipo pero no un grandes . Es el Valencia o el Atletico de Madrid de inglaterra ...buen equipo pero de segunda fila comparado con los que ganan champions