lunes, 1 de octubre de 2012

Primera gran tarde de André en Inglaterra

Arrancó el fin de semana con un plato fuerte, ese Arsenal 1-2 Chelsea y la noticia que puede marcar el futuro del Chelsea. Roman Abramovich, disgustado con algunas decisiones de Roberto Di Matteo y con el juego blue, se reunió con el italiano después del partido de Champions ante la Juve. Dejó claro el ruso que quiere ver juntos a "los buenos" (Hazard-Mata-Oscar). Hasta ahora Di Matteo ha hecho caso al dueño del club. Lo comprobamos ante el Stoke y lo comprobamos en el Emirates.

"Las alineaciones de Abramovich"


La primera gran tarde de Villas-Boas

Pero la imagen de la jornada estuvo en Old Trafford, donde un enrabietado André Villas-Boas celebró con entusiasmo su primera gran victoria en la Premier League. Se acordó el portugués de lo complicado que estaba siendo para él este año 2012 y de lo mal que lo había pasado las dos primeras veces que se cruzó con el Manchester United. En septiembre del año pasado, su Chelsea sucumbió en el Teatro de los Sueños, mientras que en la segunda vuelta los red devils remontaron un 3-0 en Stamford Bridge, pocas semanas antes de que Roman Abramovich destituyese al luso.

Y asaltaron Old Trafford los spurs al más puro estilo Tottenham: con velocidad y verticalidad. Aprovecharon los espacios que concedió este inconsistente Man United y en la última media hora supieron sufrir y defender el área propia. Sir Alex Ferguson tiene motivos de preocupación, tanto las lesiones de Smalling, Phil Jones y Vidic (2 meses), como las carencias del equipo en el centro del campo, que han quedado expuestas ante el Liverpool y ante el Tottenham. En el descanso entró Wayne Rooney y vimos un cuarteto ofensivo que repetirá a menudo Sir Alex: Nani en la banda derecha, Shinji Kagawa escorado a la izquierda y Rooney-Van Persie como pareja de delanteros.

Lo más trascendente de la elección de futbolistas por parte de Villas-Boas fue la titularidad de Clint Dempsey y la suplencia de Gylfi Sigurdsson. Mi lectura es que el islandés no será habitualmente titular en encuentros de esta naturaleza, es decir, enfrentamientos ante los rivales más fuertes de la Premier League, especialmente a domicilio. Gylfi será más útil para André en otro tipo de escenarios, aquellos en los que el Tottenham no tenga tantos espacios y sí largos periodos de ataque posicional. Ahí será más útil Sigurdsson que Dempsey, intuyo. En cambio, el estadounidense ofrece un plus en Old Trafford, gracias a una capacidad física de la que Gylfi carece. La demostró durante varios tramos del Man United v Tottenham, puesto que su presión sobre Michael Carrick y Paul Scholes dificultó la salida de balón del Manchester United en la primera parte. 

"Los movimientos de Defoe son fantásticos", declaraba la semana pasada André Villas-Boas. El delantero inglés está respondiendo con creces a la confianza depositada por su entrenador. Se aprovechó de que Emmanuel Adebayor se incorporase al equipo con la Premier League ya comenzada. El togolés, que se perdió el viaje a Manchester por lesión, solo ha disputado 64 minutos esta temporada y lo tendrá difícil para ser titular indiscutible mientras Defoe mantenga este nivel. A Villas-Boas le encantan los movimientos de Jermain Defoe y este está jugando en el último mes a un nivel al que hacía mucho tiempo que no veíamos.


El dominio de las áreas

Mucho se ha escrito sobre la Fiorentina en los últimos dos meses. Su proyecto es ilusionante, pero a su equipo le faltan piezas como para exigirle a Vincenzo Montella que alcance el top 3 de la Serie A italiana esta temporada. El objetivo debe ser clasificarse para la Europa League. Nadie duda que la Juventus obtendrá una de las tres plazas de Champions, mientras que para el Nápoles, en las actuales circunstancias, sería una decepción enorme no lograr el acceso para la máxima competición continental. Si se cumplen estos pronósticos solo quedaría un puesto Champions por repartir. Y muchos candidatos: Inter, Fiore, Milan, Roma e incluso la Lazio.

Hay dos zonas del campo, decisivas ambas, en las cuales la Fiorentina no ha mejorado con respecto al curso pasado, una temporada en la cual, no lo olvidemos, sufrió hasta el final para salvar la categoría. Roncaglia, Gonzalo y Tomovic no forman un trío de centrales mejor que el que había en Florencia con Nastasic, Gamberini y Natali; mientras que en ataque la dependencia de Stevan Jovetic sigue siendo absoluta. Y, por muy bien que juegues, si a tus problemas para marcar goles unes falta de contundencia en defensa, serán demasiados puntos los que se te escapen a lo largo de nueve meses por ese motivo, por la inexistencia de un dominio de las áreas. No aseguran muchos goles Ljajic o Mati Fernández, así que Montella lo fiará todo a la recuperación de Mounir El Hamdaoui o a una segunda juventud de Luca Toni.
Su homónimo en el banquillo interista, Andrea Stramaccioni, vive en un continuo sube y baja. Lo mismo encadena el Inter dos partidos dando una imagen horrible que luego despierta y gana dos consecutivos. El 2-1 anoche ante la Fiore fue quizás la segunda mejor actuación de la era Stramaccioni. Sin Wesley Sneijder, pero con Coutinho, que dejó detalles de su inmensa calidad, aunque se vio eclipsado por la pareja Cassano-Milito. 'Talentino' se está ganando la titularidad y la confianza de Stramaccioni por méritos propios. Y su buen entendimiento ayer con Milito refuerza sus opciones de mantener el puesto una vez que Rodrigo Palacio esté disponible.


10 cosas que me gustaron del fin de semana: 

1. No lo hizo para demostrar que es el más atrevido del lugar ni para recibir elogios gratuitos. Brendan Rodgers alineó de inicio en Norwich a Raheem Sterling (17 años) y a Suso (18) porque está convencido de que es lo mejor para el Liverpool y de que, a día de hoy, tienen más que ofrecer que Borini y Downing. Recital, con hat-trick incluido, de Luis Suárez y mejorando cada día Nuri Sahin.

2. El Everton, segundo clasificado de la Premier League, acaba de firmar su mejor inicio de curso desde la temporada 2004/05, aquella en la que acabó cuarto y clasificándose para la fase previa de la Champions League. Hay demasiada competencia como para exigirle a David Moyes acabar incluso entre los cinco o seis primeros, pero el calendario de los toffees hace pensar que pueden mantenerse arriba durante al menos un par de meses. Próximos rivales: Wigan, QPR, Liverpool, Fulham, Sunderland, Reading y Norwich.

3. En Alemania los números de la revelación del campeonato siguen impresionando. El Eintracht se mantiene a dos puntos del Bayern tras remontar este domingo ante el Friburgo. Pronto habrá que dedicarle un artículo a este equipo en el que Sebastian Rode, Takashi Inui y Pirmin Schwegler brillan con luz propia.

4. Una lesión hizo que René Adler, otrora guardameta titular de la selección alemana, se perdiese entero el curso 2011/12 y que el Bayer Leverkusen prescindiese de sus servicios. Se ha ido a Hamburgo y en el Imtech Arena ya hay cánticos con su nombre. Volvió a ser decisivo en el triunfo ante el Hannover y es el mejor portero del arranque de Bundesliga y uno de los más en forma de todo el fútbol continental.

5. Del pequeño bache en el que se había metido, salió el Borussia Dortmund de la mejor manera posible: goleando (5-0) al Gladbach. Una buena dosis de confianza que vendrá bien al vigente campeón germano para visitar el miércoles al Manchester City.

Primeras 6 jornadas del Dortmund 2011/12: 7 puntos; 2 victorias, 1 empate, 3 derrotas; 7 goles a favor, 6 goles en contra

Primeras 6 jornadas del Dortmund 2012/13: 11 puntos; 3 victorias, 2 empates, 1 derrota; 16 goles a favor, 8 goles en contra


6. Un gol de Luiz Gustavo y otro de Mario Mandzukic (sale a gol por partido) mantuvieron impoluto el arranque de curso del Bayern Munich: 9 triunfos de 9 posibles (todas las competiciones) , 27 goles a favor y 4 goles en contra.

7. Jornada especial en Valenciennes. Recibían al líder de la Ligue 1, a un Olympique de Marsella que lo había ganado absolutamente todo hasta la fecha. Y se vuelve el OM para casa, error grotesco de Steve Mandanda mediante, con un 4-1 a cuestas.

8. Con su victoria ante el líder (Twente) de la liga holandesa, el Ajax prolongó su espectacular racha en la Eredivisie: 18 victorias y 3 empates en los últimos 21 partidos de liga del equipo de Frank de Boer. Dicho lo cual, es peor equipo que hace un año y lo tendrá casi imposible para puntuar en su grupo de la Champions League.

9. Los números del Shakhtar Donetsk en el presente curso hablan por sí solos. 13 victorias de 13 posibles (todas las competiciones), 42 goles a favor y 6 en contra. El viernes alejaron al Dnipro de Juande Ramos a nueve puntos, mientras que mantiene seis de ventaja sobre el Dinamo Kiev. Colchón suficiente como para pensar única y exclusivamente en la Champions durante los dos próximos meses. Los números de Henrikh Mkhitaryan, desde que juega en la media punta, asustan: 15 goles en 13 partidos.

10. Un gol de Samuel Eto'o y otro de Lacina Traoré dieron la victoria este domingo al Anzhi, que suma 23 puntos de 30 posibles y que lidera por primera vez en su historia la liga rusa.


  5 cosas que no me gustaron del fin de semana:

1. No es casualidad que la Roma haya encajado 11 goles en 6 jornadas. Defiende fatal y fue esperpéntica su puesta en escena ante la Juventus, que ganó 4-1 y que con un poco de suerte y/o puntería hubiese firmado una goleada de escándalo. El proyecto de Zdenek Zeman no arranca con buen pie.

2. 3 de septiembre: Hulk y Axel Witsel fichan por el Zenit. Desde entonces el equipo de Spalletti ha sumado 2 puntos de 9 posibles en la liga rusa y perdió en La Rosaleda. Solo un buen resultado ante el Milan ayudará a calmar los ánimos en el Petrovsky. Igor Denisov continúa apartado del primer equipo.

3. En los dos últimos veranos se han ido de Lille: Eden Hazard, Yohan Cabaye, Moussa Sow, Gervinho o Adil Rami. Poco queda de aquel equipo que logró el doblete en 2011. En sus últimos nueve encuentros ha acumulado cuatro derrotas, cuatro empates y una victoria.

4. Enésimo tropiezo del Milan, esta vez en Parma, donde el único síntoma de mejoría volvió a ser El Shaarawy. Se avecina una semana muy complicada para Massimiliano Allegri, que viajará a San Petersburgo y luego vivirá un derbi de Milan el domingo, quizás el último para él.

5. Septiembre de 2012 no será recordado en el Etihad Stadium como el mejor mes de la historia del club. Sufrió el sábado el Man City para vencer al Fulham y poner punto y final a la racha de cuatro encuentros sin ganar, pero no evitó Roberto Mancini que su equipo se haya convertido en el primero que, siendo vigente campeón de la Premier, encaja en cada una de las primeras seis jornadas. 17 goles encajados en 9 partidos oficiales es una cifra que preocupa en Manchester.

No hay comentarios: