viernes, 3 de febrero de 2012

Las ocho mejores de la Copa África

Es ésta la Copa África de las sorpresas y de lo inesperado. Lo fue que Egipto, Camerún, Nigeria, Argelia y Sudáfrica quedasen eliminadas en la fase de clasificación y lo ha sido la precipitada eliminación de Senegal y Marruecos, dos de las cuatro grandes favoritas. Las dos máximas candidatas que continúan en la CAN -Ghana y Costa de Marfil- reniegan del fútbol alegre e improvisado que algún día caracterizó al continente. Quizás esa propuesta 'europeizada' las lleve a la victoria final, quizás no, o quizás decidan cambiar su estilo de juego a partir de cuartos de final. De momento, nadie se acerca en esta CAN 2012 al brillante fútbol que practicó la selección egipcia durante varias de las últimas ediciones del torneo. A falta de eso, Gabón y Guinea Ecuatorial, las anfitrionas, han tomado el papel de protagonistas y aspiran a superar los cuartos de final, que disfrutaremos el sábado y el domingo.

Zambia v Sudán: No veremos este fin de semana ninguna eliminatoria con menos cartel que la que dará el pistoletazo de salida a los cuartos de final. Porque Zambia está lejos de ser una potencia del continente y porque Sudán es el más inesperado de los participantes en la segunda ronda de la CAN. Mucho se ha escrito sobre el éxito de las anfitrionas -Gabón y Guinea Ecuatorial- y es cierto que éstas han derrotado a dos de las favoritas -Marruecos y Senegal-. Pero no es menos cierto que Sudán partía, a priori, como la cuarta mejor selección del grupo B, es decir, como la peor. Inferior a Burkina Faso, Angola y, por supuesto, Costa de Marfil. El pésimo papel de angoleños y burkineses ha permitido el acceso a cuartos a esta selección sudanesa repleta de jugadores de la liga local. Ahora jugarán sin ningún tipo de ataduras, ni presión, características propias de quien sabe que no tiene nada que perder: el lunes ganaron su primer partido en Copa África desde el año 1970 y se convirtieron en el primer país de África Oriental que supera la fase de grupos desde 1978.

De Zambia nada nos ha gustado tanto como sus primeros tres cuartos de hora. No llegó a ser un fútbol que encandilase al espectador, pero el tridente ofensivo formado por Rainford Kalaba, Christopher Katongo y Emmanuel Mayuka causó una notable impresión. Luego nos surgieron las dudas a los espectadores al ver el sufrimiento de los zambianos para empatar frente a la débil selección libia. Fue una buena muestra de la fragilidad defensiva de Zambia. Lo positivo para ellos es que esas supuestas carencias defensivas no deberían verse demasiado expuestas ante Sudán y la mayor calidad de la selección zambiana debe bastar para alcanzar las semifinales. Todo un hito.
Costa de Marfil v Guinea Ecuatorial: La eterna candidata frente a la Nzalang Nacional que ha hecho soñar a un país que nunca había estado presente en una Copa África de las Naciones. Los primeros juegan en entidades como Chelsea, Arsenal, Manchester City, Newcastle, CSKA Moscú, Hannover, Stuttgart, PSG o Galatasaray. Los otros disfrutan y viven el fútbol en clubes como Beira Mar, Las Palmas, Cartagena, Logroñés, Sabadell, San Roque de Lepe o Langreo. Unos ocupan el puesto nº18 en el ranking FIFA. Los otros, el nº 151. Y sin embargo, y por extraño o ilógico que parezca, lo visto hasta ahora en el torneo invita a pensar que no debemos calificar como utópico el triunfo de Guinea Ecuatorial este sábado.

Pero lejos de limitarnos a hablar del presente ("lo visto hasta ahora en el torneo"), quizás debamos tomar como materia de análisis las experiencias del pasado. Las reiteradas derrotas de Costa de Marfil bajo la vitola de favoritos. Fue doloroso para ellos perder una final en 2006 frente a Egipto, al igual que caer (4 a 1) en semifinales en 2008 o perder en cuartos de final en la pasada edición. Especialmente traumática resultó la eliminación hace dos años, en un partido en el que Keita anotó el 2-1 en el minuto 89 y sin embargo acabarían sucumbiendo ante Argelia. El miedo a perder y los recuerdos del pasado pueden ejercer de aliados de Guinea Ecuatorial. En el análisis puramente futbolístico, los ecuatoguineanos no resisten comparación con 'Los Elefantes'. Si hablamos de individualidades, claro está. Kolo Touré es mejor que Rui o Kily. Cheick Tioté y Yaya Touré son superiores a Juvenal y Konaté. Gervinho y Didier Drogba son mejores que Iván Bolado y Balboa. Y así sucesivamente. Son simplemente algunas de las muchas comparaciones que se pueden realizar entre unos y otros. No obstante, en la comparación de los colectivos, Guinea Ecuatorial, eficiente donde las haya, no sale tan desfavorecida. Su orden cuando no tiene la pelota puede convertirse en un quebradero de cabeza para una selección marfileña en la que, por el momento, las ideas y la creatividad brillan por su ausencia. La presión propia del que se sabe favorito y los recuerdos del pasado amenazan con cortocircuitar a la favorita Costa de Marfil.

Gabón v Mali: Es la quinta vez que Gabón disputa una Copa África y la segunda que supera la primera fase. Esta vez no solo la ha superado, sino que sueña con llegar lejos e incluso es probable que sea consciente del grado de favoritismo que se les atribuye en su encuentro de cuartos de final. Porque si hemos visto jugar al fútbol en esta CAN a Gabón y luego a Mali y, además, tenemos en cuenta la condición de anfitrión de los primeros, lo más probable es encontrar a bastante gente que, como yo, cree más en la selección gabonesa que en la malí. Seguramente no hay en estos cuartos de final ningún equipo que haya hecho menos méritos que Mali, cuya victoria de forma rácana y milagrosa en la primera jornada ante la alegre Guinea Conakry resultó decisiva en la resolución del grupo C. El delantero del Sochaux Modigo Maïga ha sido el único motivo de alegría para Mali.

Por el contrario, son múltiples los motivos de orgullo y alegría que tiene Gabón hasta el momento. Empezó el torneo venciendo a Níger y la lógica nos hacía analizar aquel triunfo con cautela, pues no era el rival idóneo para medir el potencial de una de las anfitrionas. Entonces llegó la hora de enfrentarse a Marruecos y la cosa cambió porque comprendimos que lo que veían nuestros ojos no era un espejismo. Era un realidad. Su estrella, Pierre-Emerick Aubameyang, ha sido para muchos el mejor futbolista de la fase de grupos y el jovencísimo mediocentro Biyogo Poko está siendo una de las revelaciones del torneo. La verticalidad de N'Guéma, el trabajo de Madinda o la compostura de Ecuele Manga en el centro de la zaga son otros de los ingredientes del éxito de Gabón. Un éxito que habrá que calificar como "efímero" si no logran cumplir los pronósticos. Y estos pasan por eliminar a Mali. Si eso ocurre y los marfileños también cumplen con lo estipulado en las quinielas, la semifinal Gabón v Costa de Marfil sería una digna aspirante a mejor partido del torneo. Algo que tratarán de evitar Seydou Keita y cía.

Ghana v Túnez: Octavofinalista en el Mundial de Alemania 2006, semifinalista en el Mundial sub'17 de 2007, semifinalista en la Copa África 2008, campeona del mundo sub'20 en 2009, finalista en la Copa África 2010 y cuartofinalista en el Mundial de Sudáfrica 2010. Todo ello lo ha logrado Ghana en el último lustro. ¿Pero qué hay de esa Ghana atrevida, dinámica y atractiva que nos cautivó en Sudáfrica? Los responsables de aquella gesta -tercera selección africana que alcanza los cuartos de final de un Mundial- coinciden prácticamente con la nómina de futbolistas que han viajado a esta Copa África. Su fútbol no coincide, su fútbol es diferente y nos gusta menos. Mucho menos. Anthony Annan ya no actúa como único mediocentro, sino que a su lado se sitúa Emmanuel Badu. El nuevo seleccionador (Goran Stevanovic) prioriza el orden y la rigidez táctica por encima de todo. O al menos así ha ocurrido durante una fase de grupos en la que Ghana ha vencido, pero en ningún caso de forma convincente. Su principal baza para ganar la CAN y lo que la convierte en favorita es que a esa organización defensiva se le suma el talento de André Ayew o las aportaciones ofensivas de Asamoah Gyan y Kwadwo Asamoah.
Enfrente Túnez, quizás el más desconcertante de los cuartofinalistas. Venció a Marruecos después de que los marroquíes practicasen la que probablemente fue la mejor media hora de fútbol que se ha visto en todo el torneo. Uno se pregunta si aquel triunfo tunecino tuvo como protagonista a la suerte o al oficio de los pupilos de Sami Trabelsi, capaces de derrotar a un equipo técnicamente superior. De la inspiración del habilidoso y talentoso Youssef Msakni depende buena parte de la producción ofensiva de Túnez. Y no parece Ghana una selección que se ajuste demasiado bien a las características de Msakni, que podría ser anulado en cuartos de final con cierta facilidad. Ésa sería la peor noticia posible para 'Las Águilas de Cartago'.

1 comentario:

pache dijo...

Gabon, Zambia, Ghana y costa de Marfil. Por la afcion me encantaria ver a Gabon en la final, pero sera complicado.Muy importante el factor cancha en las CAN. Aubameyang llegaba con su handicap que era la falta de gol, pero lo esta superando muy bien. Me gustaron mucho tambien las bandas de guinea conatry.
Mu buen blog enhorabuena. Sii quieres pasarte te dejo el mio.
http://agorrazosganamos.blogspot.com/