lunes, 23 de enero de 2012

Taarabt eclipsó negativamente

Ya hemos presenciado la puesta en escena de tres de las cuatro grandes favoritas a conquistar la Copa África. Este martes será el turno de Ghana. Decepcionó Senegal, ganó sin buen juego Costa de Marfil y dio una de cal y una de arena Marruecos. Porque la selección del norte de África ofreció destellos de muy buen fútbol frente a Túnez, pero también generó dudas su segunda parte.

Nos maravilló, por momentos, el combinado marroquí porque Younès Belhanda y Mbark Boussoufa son los centrocampistas más técnicos del torneo. Planteó el partido Eric Gerets con una alineación eminentemente ofensiva y, para dar cabida a Belhanda, apostó por un 4-2-3-1, con Belhanda junto a Kharja en la base de la jugada; Boussoufa, mediapunta; Amrabat y Assaidi, extremos; Chamakh, '9'. Y gustó la propuesta de Gerets, principalmente en una primera media hora en la que Marruecos dominó gracias a su excelente manejo de balón. Boussoufa hacía daño entre líneas y Belhanda se encargaba de distribuir y organizar el juego de su equipo. Entendimiento perfecto entre ellos dos. Marcó Túnez a balón parado el 0-1 en el tramo final de la primera parte. Había sido una buena primera parte de Marruecos, a pesar del resultado; sin embargo, en el descanso, Gerets decidió sustituir a Assaidi por Adel Taarabt. Esa fue la decisión que condicionó gran parte de la segunda mitad. Seguían en el campo los fantásticos pasadores Belhanda y Boussoufa, pero no tardaron en verse eclipsados por Taarabt. Y no precisamente por el buen hacer del futbolista del QPR. Abandonó Marruecos el fútbol de toque y mucho criterio, para encomendarse a Taarabt, individualista como pocos. Asumió todavía más galones cuando Boussoufa fue sustituido. La pregunta del millón es evidente: ¿pueden convivir Taarabt, Boussoufa y Belhanda de tal forma que los tres rindan a su mejor nivel, es decir, que Mbark y Younès hagan "su fútbol" sin que la necesidad de acaparar el balón de Adel se lo impida? De esa ecuación dependen buena parte de las opciones de Marruecos de conquistar el torneo.

En el otro encuentro del grupo C, Gabón venció a Níger, a una muy débil selección nigerina, que participa por primera vez en su historia en una Copa África. Por lo tanto, habrá que medir el nivel de Gabón en una mejor ocasión, ante rivales más poderosos, como Marruecos o Túnez. En su debut, la imagen de los gaboneses fue buena y se mantienen en una línea de crecimiento desde que en la fase de clasificación para el Mundial de 2010 estuvieron relativamente cerca de dejar en el camino a Camerún y ser ellos los que, para sorpresa de todos, acudiesen a Sudáfrica. Finalmente no fue así. Rindieron bien hoy sus futbolistas más conocidos -Eric Moulongui y, sobre todo, Pierre-Emerick Aubameyang-, gustaron sus laterales Mouele y Moussono y agradó bastante el juego de los jovencísimos centrocampistas Levy Madinda (Celta B) y André Biyogo Poko. Otro nombre joven para apuntar y seguir: Youssef Msakni (21 años), el habilidoso autor del segundo gol de Túnez.

Costa de Marfil ganó ayer a Sudán. Por la mínima, es verdad, pero sin excesivo sufrimiento y sin apenas desgaste. Sin embargo, la alineación de François Zahoui, seleccionador marfileño, ha suscitado algunas críticas. Formó con un 4-3-3, en el que Gervinho y Salomon Kalou acompañaron en ataque a Drogba. En el medio, Cheick Tioté, Jean-Jacques Gosso y Yaya Touré. Cabe recordar que Didier Zokora era baja por sanción y seguramente sea titular en el próximo partido, junto a Tioté y Yaya Touré, al que vimos bastante liberado de tareas defensivas en el primer encuentro de Costa de Marfil. Eso en lo que respecta al centro del campo. Pero uno de los nombres más pronunciados ayer en los comentarios y análisis realizados sobre el debut de la selección marfileña era el de Seydou Doumbia. Se trata de un futbolista que anotó 26 y 32 goles en sus dos campañas en el Young Boys suizo, mientras que en año y medio en el CSKA Moscú acumula ya 45 goles. Cifras insuficientes para garantizarle un puesto en el once titular de François Zahoui. Por el contrario, jugó de inicio Salomon Kalou, que apenas tiene minutos en su club. ¿Mantendrá Zahoui el mismo once y dejará a Doumbia en el banquillo? ¿Jugarán juntos Gervinho, Kalou, Drogba y Doumbia en un 4-2-4? ¿Arrebatará Doumbia el puesto a Kalou y se mantendrá el 4-3-3? Incógnitas no resueltas en Costa de Marfil y Marruecos.

No hay comentarios: