martes, 24 de enero de 2012

Más dudas que certezas

Octavofinalista en el Mundial de Alemania 2006, semifinalista en el Mundial sub'17 de 2007, semifinalista en la Copa África 2008, campeona del mundo sub'20 en 2009, finalista en la Copa África 2010 y cuartofinalista en el Mundial de Sudáfrica 2010. Todo ello lo ha logrado Ghana en el último lustro. Después de convertirse en la tercera selección africana que alcanza los cuartos de final de un Mundial absoluto y de quedarse en dos ocasiones a las puertas de conquistar la CAN, los ghaneses llegan a esta edición de Gabón y Guinea Ecuatorial con la vitola de favoritos y con el objetivo de tomar el testigo de Egipto, ganadora de las tres últimas CAN.

Hay novedades con respecto a la selección ghanesa que cayó en Johannesburgo en la tanda de penaltis frente a Uruguay. Han transcurrido 18 meses desde entonces. Y lo cierto es que Asamoah Gyan no es el mismo que exhibió un nivel altísimo en la cita mundialista. Se mostró irregular, a pesar de alcanzar la decena de goles, en su primera campaña en el Sunderland inglés y el pasado verano se marchó a los Emiratos Árabes, a Al-Ain. Extraño movimiento, que ayuda a entender el nivel al que está actualmente Gyan. En su actuación de esta tarde frente a Botsuana no recordó al delantero de 2010. Debe mejorar a lo largo del torneo. Todavía más margen de mejora tiene André Ayew, que fue la mayor decepción del debut de Ghana en la Copa África, actuando como extremo izquierdo en el 4-2-3-1 de Stevanovic. Su hermano Jordan, en la otra banda. Sorprendió la titularidad de Sulley Muntari en detrimento de Kwadwo Asamoah. El primero no tiene ritmo de competición (156' ha disputado con el Inter esta temporada en Serie A). El segundo lleva tres años siendo indiscutible y jugando a buen nivel en el Udinese. Intuyo que ocurrirá con Kwadwo algo similar a lo que sucederá con Papiss Demba Cissé (Senegal) y Seydou Doumbia (Costa de Marfil), que inician la Copa África en el banquillo y la terminan como titulares. La necesidad de que Cissé, Doumbia y Asamoah sean titulares es una de las conclusiones que nos han dejado los cuatro primeros días de competición. En el caso de Ghana, que superó a Botsuana (1-0), lo más preocupante no me pareció la relajación de la que se vio apoderada en la segunda mitad, sino la incapacidad del equipo para filtrar pases verticales. Muntari no está capacitado para ello. Debe encontrar la fórmula el seleccionador Stevanovic para mejorar la circulación de balón de sus futbolistas y sospecho que lo ideal para ello no es mantener a Muntari como mediapunta titular.

No solo en la selección ghanesa hay caras nuevas. También las encontramos en Malí. Ya no están los históricos Frédéric Kanouté, Mahamadou Diarra y Mohamed Sissoko. Ahora el barcelonista Seydou Keita ejerce de líder inequívoco y Modibo Maïga de estrella en ataque. Una buena acción individual de Maïga sirvió para que Malí anotase el 1-0. Él fue protagonista en la primera parte. El seleccionador de Guinea (Michel Dussuyer) decidió, con sus controvertidas decisiones, convertirse en protagonista de la segunda mitad. Resultó absolutamente incomprensible que en los minutos iniciales de la segunda parte y con el marcador en contra Dussuyer sustituyese a Lass (Rayo), cuyo desparpajo, si bien no sorprendió, fue lo mejor de Guinea, junto a Ismael Bangoura, al que Dussuyer también retiró para sorpresa de todos. Esas sustituciones pudieron costarle el partido a una selección guineana que perdió, pero gustó más que Malí, hasta el punto de que mereció empatar Guinea Conakry...y quizás vencer.

Tras disputarse la primera jornada de la fase de grupos, el panorama es el siguiente: Camerún, Nigeria, Egipto, Argelia y Sudáfrica no lograron clasificarse para el torneo, dos de las cuatro máximas favoritas (Senegal y Marruecos) han empezado su andadura en la CAN perdiendo, las dos grandes candidatas (Costa de Marfil y Ghana) ganaron por la mínima y dando una imagen más bien pobre ante rivales asequibles (Sudán y Botsuana). Las actuaciones de los senegaleses, los marfileños, los marroquíes y los ghaneses en sus respectivos debuts han generado más dudas que certezas. En la jornada del miércoles, habrá mucho interés en ver a la anfitriona Guinea Ecuatorial frente a Senegal.