viernes, 9 de septiembre de 2011

Previa Serie A 2011/12

Se ha acostumbrado el fútbol italiano a disfrutar de campeonatos poco abiertos. El Milan conquistó el Scudetto del año pasado con relativa facilidad y el Inter apenas tuvo rival durante las cuatro temporadas anteriores. Desde 2002, únicamente en dos ocasiones la diferencia de puntos entre primero y segundo ha sido inferior a seis. Sin embargo, esta tendencia creemos que cambiará en este nuevo curso futbolístico. Cuatro equipos (Juventus, Milan, Nápoles e Inter) parten con opciones claras de título. El desempeño de posibles outsiders como Roma, Udinese, Lazio, Genoa, Palermo o Fiorentina es una incógnita. 


Scudetto


Inter: Se acabó la hegemonía interista en un convulso año post-Mourinho, con cese de Rafa Benítez incluído. Se intuía que no sería fácil, pero pocos pensaron que el entonces campeón de Europa y del mundo pasaría una temporada tan complicada. Pero para sorpresa, la marcha de Samuel Eto'o a Rusia. 37 tantos anotó el camerunés, entre todas las competiciones disputadas el pasado curso. Forlán, Milito, Pazzini y Zárate tendrán que sumar cada uno su cuota de gol. Por detrás, una novedad, llamada Ricky Álvarez. Y lo más importante: la continuidad de Wesley Sneijder, clave en las aspiraciones de un Inter que estrena entrenador (Gasperini).


Juventus: Nadie ha gastado más dinero en Italia este verano que la Vecchia Signora, que intentará así mejorar los séptimos puestos que ha ocupado en las dos últimas campañas. El lavado de cara incluye nuevo técnico: Antonio Conte. También refuerzos de nivel en todas las líneas. Stephan Lichtsteiner atrás, Andrea Pirlo y Arturo Vidal en el medio o Eljero Elia y Mirko Vucinic arriba.¿Suficiente?


Milan: Varias novedades, pero pocos cambios sustanciales. Hay nuevo central titular (Mexès), a priori. Veremos quién ocupa el lateral izquierdo. Y queda también por comprobar cuál será el papel de Nocerino y de El Shaarawy. Pero para duda la referente a Alberto Aquilani. ¿Disfrutaremos del Aquilani de la Roma o de la discretísima versión que vimos de él en Turín? ¿Acaso se pasará todo el año en la enfermería como ocurrió en Liverpool? Sea como fuere, lo que está claro es que la dependencia de Massimiliano Allegri de lo que hagan Robinho, Ibrahimovic y Pato es exagerada. Y es que el equipo necesita algo más que la aportación de estos tres para revalidar el título liguero.


Nápoles: La última vez que el Nápoles arrancó un campeonato con aspiraciones de título, todavía contaba con Diego Armando Maradona en sus filas. Lo de la 2010/11 fue un exitazo por parte de los napolitanos. Ahora, soñar con el Scudetto no es ni mucho menos una utopía. San Paolo seguirá siendo un fortín; Lavezzi, Cavani y Hamsik continúan en el equipo; y además no han escatimado en refuerzos: Gokhan Inler, Goran Pandev, Miguel Britos, Blerim Dzemaili o Marco Donadel. Equipo casi sin fisuras el de Mazzarri. Aunque ya conocemos el dicho aquel de "lo difícil no es llegar, sino mantenerse".




Outsiders

Fiorentina: No se ha ido Alberto Gilardino. Tampoco Juan Vargas. Ni siquiera Ricardo Montolivo, quien más cerca ha estado de irse. Anyway, este último termina contrato en junio y se espera que estos sean sus últimos meses en Florencia. La gran noticia es la vuelta de Stevan Jovetic al fútbol, ya que una grave lesión sufrida el pasado verano provocó que el montenegrino se perdiese toda la temporada. Este, su cuarto año en Italia, ha de ser el de su consolidación. Aun estando a su alrededor los mencionados Vargas, Montolivo o Gilardino, apuesto por Jovetic -más realidad que promesa- como MVP del equipo. La promesa de la plantilla de Mihajlovic se llama Adem Ljajic.

Genoa: Dos años consecutivos llevan los genoveses viviendo en mitad de la tabla y más lejos de lo que quisieran de la zona europea. Han vendido bastante más de lo que han comprado y ese nunca es un buen indicativo para un equipo que quizás pretenda meterse en Europa. Y eso no será fácil para el Genoa. Cuenta Malesani con futbolistas contrastados como Palacio, Veloso, Kucka, Frey, Caracciolo, Birsa o Zé Eduardo. Pero si hay un jugador del que apetece sobremanera seguir su evolución, ese es Alexander Merkel.

Lazio: Qué cerca estuvo la Lazio de clasificarse para la presente edición de la Champions League. Sólo la extraordinaria segunda vuelta del Udinese apartó a los capitalinos de meterse entre los cuatro primeros. Ha sido cedido Mauro Zárate, tras sus diferencias con Eddy Reja, al Inter. El problema no es ese, sino el nivel de los nuevos delanteros: Djibril Cissé y Miroslav Klose. Me generan dudas ambos. Sobre todo el alemán, de 33 años, que ha sido titular en apenas una decena de partidos en cada una de sus dos últimas temporadas en el Bayern. Cissé, por el contrario, ha anotado medio centenar de tantos en los dos años que ha pasado en Grecia. No obstante, esta Lazio 2011/12 no me parece mejor que la del curso anterior.

Roma: La revolución ha sido total en el otro club de la capital. Contrataciones como las de Miralem Pjanic o Erik Lamela auguran un buen futuro al todavía equipo de Luis Enrique. Pero si de algo se han escrito líneas es sobre el manejo del tema Totti, Il Capitano. Cada vez más discutido por el opinador externo y cada vez con más competencia. Y edad, claro. La temprana eliminación en la Europa League puede resultar hasta positiva para la Roma. Y es que toda ayuda es poca para un Luis Enrique que tiene ante sí un reto bonito y complicado a partes iguales.

Udinese: Meterse de nuevo en zona Champions puede llegar a parecer una utopía. Porque Italia sólo tiene tres plazas para la máxima competición continental de clubes. Porque de Udine han partido Alexis Sánchez, Gokhan Inler y Cristian Zapata. Porque sólo han invertido una tercera de la parte de lo que han ingresado en fichajes. Y porque existen dudas sobre el rendimiento a corto plazo de esas nuevas incorporaciones (Torje, Fabbrini, Barreto, Doubai, etc). Lo mejor es que Guidolin procurará mantener el estilo y que la columna vertebral del equipo -Handanovic, Isla, Armero, Asamoah, Di Natale- es de nivel.

Palermo: La mala noticia es que han perdido al que era su jugador estrella. La buena es que han recibido una cantidad ingente de dinero por él. La segunda mala noticia es que no hay ningún refuerzo llamado a hacer olvidar a Javier Pastore. Matías Silvestre llega a Palermo para que el equipo no vuelva a ser el segundo más goleado del campeonato. En el medio, destaca la incorporación de Edgar Barreto. La media punta seguirá siendo el terreno de Josip Ilicic, con más peso todavía en el juego tras la venta de Pastore. De la consolidación del esloveno como referencia de la escuadra palermitana y de la mejoría en las cifras goleadoras de Abel Hernández, Pinilla y Miccoli -ninguno alcanzó la decena de tantos la temporada pasada- depende parte del devenir de los chicos de Zamparini.


El resto

Los otros diez equipos parten con unas aspiraciones menores y más modestas, como es lógico. Sebastian Giovinco continuará siendo el player to watch del Parma. Del joven uruguayo Gastón Ramírez se espera que siga evolucionando en Bolonia. Vincenzo Montella, a sus 37 años, tendrá la oportunidad de entrenar a un Catania que sigue tan argentinizado como de costumbre. La vida en Cagliari no será fácil sin Alessandro Matri. Mientras que, a título personal, lo que me apetece ver y seguir al Chievo Verona es inversamente proporcional a lo que me apetece el Cesena. Sin hacer mucho ruido, es quizás el equipo de la zona baja que mejor se ha reforzado. Con Mutu tienen poco que perder y bastante que ganar. Más de lo mismo con la cesión de Malaka Martínez. Dos apuestas sobre seguro son el brasileño Éder y Antonio Candreva.

El Lecce vuelve a tener una de las plantillas menos atractivas de la Serie A. De los recién ascendidos, el Novara -que hace poco más de un año estaba en Serie C y que no pisaba la máxima categoría desde los años cincuenta- será el que más sufra. Para contrarrestar la marcha de su entrenador (Conte), el Siena cuenta con un nuevo cerebro sobre el césped: Gaetano D'Agostino. Varias caras nuevas en Bérgamo: Maxi Moralez, Brighi, Cigarini, o Germán Denis tendrán que superar el obstáculo que supone para el Atalanta comenzar la liga con esa sanción de seis puntos.

6 comentarios:

Manu dijo...

Me parece un Calcio super devaluado... sólo tiene buena pinta el Napoles, que tiene buen equipo, y lo que puede cuajar Luis Enrique en la Roma, porque con la tontería ha fichado 2 o 3 jugadores que en una liga tan venida a menos deberían ser TOP (Osvaldo sobretodo, si le respetan las lesiones, me parece un 9 colosal).

Y sobre los grandes... leo mucho a los "parabólicos" hablar maravillas de la Juve. Hombre, puede que entre el estadio nuevo y los fichajes hayan dado un pasito para crecer, pero en realidad han fichado un puñado de medianias. Buenos jugadores, sí, ninguno deslumbrante. También el año pasado se hablaba bien de sus fichajes y mirad cómo fue la cosa. Por no hablar de lo de Pirlo... realmente creeis que es un gran fichaje? Yo le veo acabado, con el Milan ya iba andando.
Luego el Milan, pues como siempre, buenos delanteros y todo lo demás un poco de broma. Ganará el 80% de partidos ligueros y en octavos de Champions pa'casa, como es norma habitual en Ibrahimovic.
Y el Inter... pues fatal. El año pasado yo vi un Eto'o nivel Balón de oro que salvo la papeleta del resto del once titular, que estuvieron penosos. Dudo mucho que los Diego Milito, Stankovic, Lucio, Maicon y cia resuciten, los años pasan factura y no sólo en el rival ciudadano. Sólo Maicon creo que puede dar aun algo de rendimiento. Y encima les da para substituir a Eto'o con otro gran jugador en decadencia como Forlan. Veo un Inter muy decadente, más dinosaurios casi que en el Milan. Curiosidad por ver si Sneijder se revaloriza buscando un traspaso a la Premier tras la Euro o si vuelve a hacer su tipica temporada de lesiones constantes e irregularidad. Aun asi, de largo lo mejor del Inter post Eto'o/Mourinho. Y, por cierto, quiero ver si Gasperini se atreve a sentar a dos estrellones como Milito y Forlan para que juegue Pazzini, que sin ser Romario ahora mismo es el mejor delantero italiano después de Rossi.

Mcgovern dijo...

Pienso que el Napoli no es un equipo que este año pueda optar a ganar la serie A, porque el año pasado fué un conjunto que dejaba muchas dudas cuando se enfrentaba al Inter y al Milan.
Aunque hay que reconocer que el equipo que presenta para esta temporada es mucho mejor que el del año pasado y que puede ser un conjunto que puede poner en apuros a los equipos más fuertes que vayan a luchar por el Scudetto.

Dámaso Navarro dijo...

Después de ver el Milan-Lazio, la conclusión que saca uno es que el conjunto "rossonero" sigue igual que el año pasado: dependiendo en exceso de sus individualidades de arriba, el equipo muy partido, intensidad nula, fatal con el balón. Tenía esperanzas de que con Aquilani y la entrada de Boateng en lugar de uno de los de arriba, el equipo mejoraría con el balón, estaría más unido... Pero ha sido decepcionante lo de el ex de la Roma; más alla de dar dos grandes pases en los dos goles, no acelera la velocidad en el pase, no mejora con él la circulación del balón...
De el Lazio, no logro entender por qué el equipo se ha echado hacia atrás y ha dejado toda la iniciativa al Milan, y más con los buenísimos 20 primero minutos que hizo presionando arriba y ahogando al rival. Interesantísimo el partido de Cisse en la banda izquierda y de Konko (sorprendentement) en el lateral.

Dámaso Navarro dijo...

Y sobre el campeonato a mi me parece que el campeón sale entre la Juve o el Nápoles, con la incógnita de como responderá la nueva Roma.
La Juventus tiene la mejor plantilla y este año da la impresión de que con la idea de Conte y fichajes como el de Pirlo y Vidal solucionará sus problemas de generación de fútbol en el mediocampo.
El Napoles ha conservado entrenador y estrellas (todas ellas con un año más de experiencia), ha fichado bien y su estilo de juego (intenso, ritmo muy alto) no tiene nada que ver con en el del resto de equipos.
Y el Inter a mi me da muy mala espina. Me parece que a Gasperini le viene algo grande el cargo y la baja de Etoo puede hacer mucho daño. O Sneijder juega a un nivel superlativo como el otro día ante Finlandia o me da a mí que ni a la Champions.
Y como dice Manu campeonato muy devaluado desde hace tiempo. Pocos equipos convencen, no compiten en Europa...

Anónimo dijo...

jajaja, me da risa el primer comentario, hoy paso todo lo contrario y fijate el partidazo que se jugo Pirlo (que pena los "conociminentos" futbolisticos del algunos)

piterinno dijo...

Me la voy a jugar con la Juve como favorita al Scudetto, aunque soy consciente de que hablo más con el corazón que con la cabeza. Pero no lo veo tan descabellado. La defensa es "muy Juve", si Pirlo se dosifica puede ser letal y Vidal y Marchisio se me antojan clave en el futuro inmediato de la Vecchia Signora. El Milos Krasic de la primera mitad de temporada 10-11 es una delicia. Y arriba hay variantes, calidad y gol con Matri, Del Piero, Quagliarella, Vucinic, Iaquinta, ... (y Amauri y Luca Toni en la recámara sin contar!!!). Confío en el trabajo de Antonio Conte, tras ver a su Siena, sus prometedores comienzos en el Atalanta y su ADN juventino.

El Milan de Allegri es que me frustra bastante al verlo jugar. Tanto talento y un fútbol tan gris y plano. ¿De verdad ves a Mexès titular? Yo no le veo desbancando a Nesta. Y con Taiwo han tropezado, no da el nivel, en mi opinión.

No veo al Inter campeón, la verdad. Gasperini no ilusiona ni impone, sus premisas tácticas se discuten desde el primer día y su mejor jugador (Sneijder) ha estado casi tan fuera como dentro este verano.

El proyecto que a todos nos "llama" un poco más es el de Luis Enrique en la Roma. Me gusta cómo lo has descrito.

Y yo sí veo una Lazio algo mejor que el año pasado. Tampoco es que la propuesta de Reja seduzca, pero tiene oficio, fondo de armario y calidad.

Del resto, no comparto ese "desdén" por el Chievo, jeje, aun admitiendo que el proyecto del Cesena es más atractivo. Los fichajes de Bradley y de Vacek (espero que se cuente con ellos, que ésa es otra) me parecen interesantes.

Y como siempre, el Atalanta dará que hablar. Me parece un equipo imprescindible en Serie A. Su estreno no ha defraudado.

Otra previa enorme, Sergio!