martes, 24 de mayo de 2011

Así he visto la Serie A 2010/11

Siete años hacía que el Milan no ganaba el Scudetto. El de 2004 era el único que había conquistado en este siglo. Ha acabado con la hegemonía del Inter, que partía como favorito para revalidar el título pero cuyo primer año post Mourinho ha sido muy cuesta arriba. Allegri, en su primera campaña al frente de un grande de Italia, es uno de los triunfadores de esta Serie A. Más de uno y más de dos hacen la comparación entre el primer y único año de Leonardo en el Milan y el primer año de Allegri con los rossoneri. Pero habría que hacer la siguiente puntualización: al ex entrenador del Cagliari le han dado una materia prima que el brasileño no tenía. En verano llegaron Robinho, Ibrahimovic y K.P Boateng, discutidos por algunos, pero fundamentales en la consecución del título. A la hora de valorar lo meritorio de este título -ganado con cierta comodidad, además- hay que acordarse de que este equipo no tiene ni un gran portero, ni una gran defensa, ni un gran centro del campo, más allá de individualidades como Thiago Silva. Gran parte del talento de esta escuadra se acumulaba arriba (Pato, Robinho, Ibra, Cassano y, en menor medida, en el mediocampo). Tendrá que corregir eso el Milan si quiere revalidar la liga y hacer una mejor actuación en Champions.


53 puntos en 23 partidos. Ese es el balance de los primeros meses de Leonardo en el Inter. A eso hay que unirle la final -se jugará el domingo- alcanzada en Copa de Italia y la eliminación en Champions frente al Schalke 04. Me sorprendería muchísimo que, con el rendimiento dado por Samuel Eto'o y Pazzini, llegase Tévez al Inter. Eso es lo que tiene arriba el Inter, atrás tiene a Julio César, Maicon, Nagatomo, Lucio, Ranocchia, Zanetti, Chivu y cía, así que no hay motivos para creer que esta escuadra no pueda pelear el próximo Scudetto. Mantener a Wesley Sneijder y reforzar el centro del campo serán las prioridades este verano.

No es poca la gente que se alegra de que Nápoles y Udinese vayan a estar en la próxima Champions. El Nápoles vuelve a la máxima competición continental dos décadas más tarde y Edison Cavani se ha destapado como uno de los grandes de la liga italiana. 26 goles anotados cuando su record hasta ahora eran 14. Pocos creían que alcanzaría este nivel. Pero el capo cannonieri ha sido, a sus 33 años, Di Natale. Junto a Alexis Sánchez ha formado una de las duplas, por no decir "la dupla", de esta Serie A. Gusta la 4ª posición de los de Udine por su forma de trabajar, por su manera de jugar y por su plantilla. Un estilo muy diferente ha sido el de su principal rival en la pelea por la cuarta plaza, la Lazio, donde Hernanes en particular y el equipo en general han ido claramente de más a menos. Sus vecinos de la Roma han salvado la temporada, metiéndose en Europa League, gracias a un aceptable final de temporada. No se puede decir lo mismo de una Juventus plana y sin ideas, en la que la grave lesión de Quagliarella y la desaparición absoluta de Milos Krasic han hecho que se queden sin la posibilidad de meterse en Europa. Pero las sensaciones son más agridulces en Palermo, ya que allí llegaron a creer que meterse en Champions no era una utopía. Y es que hubo una época de la temporada en la que los de Delio Rossi jugaban como los ángeles, con los eslovenos Ilicic y Bacinovic como magníficos segundos espadas de una escuadra liderada por Pastore. Pero todo cambió radicalmente en la segunda vuelta.


Temporada de transición en Florencia y Genoa. Salvaciones bastante holgadas de Cagliari, Chievo, Catania y de un Parma que ha transmitido muy buenas sensaciones en algunos momentos, de la mano de Giovinco, Amauri o Candreva. Además, acaba de fichar a Fabio Borini, un prometedor delantero de 20 años. Se están haciendo bien las cosas en Parma. Por fin.

Se salvó un Bolonia donde Viviano sigue reivindicándose y donde Marco Di Vaio ha rozado la veintena de goles. Mantiene la categoría también el modesto Cesena y un Lecce que, sin tener una gran plantilla, ha jugado bastante bien al fútbol -para lo que se espera de un equipo de la zona baja-. Descalabro absoluto de la Sampdoria, que en menos de doce meses ha pasado de jugar previa de Champions a descender a la Serie B. ¿Por qué?, por la marcha de Cassano y Pazzini, principalmente. No obstante, no tengo claro que la de la Samp sea peor plantilla que la de Bolonia, Cesena o Lecce, por ejemplo. Sí creo que la del Bari era realmente limitada y que Éder, Caracciolo y Diamanti son tres futbolistas que merece la pena "rescatar" del descendido Brescia.

1 comentario:

Marc Calduch dijo...

La verdad es que el nivel del Calcio últimamente ha bajado notablemente.

Saludos desde CAVIAR DE FUTBOL