lunes, 14 de febrero de 2011

Boca y River, incógnitas del Clausura 2011

Suerte dispar para los dos grandes del fútbol argentino, Boca Juniors y River Plate, en la primera fecha del torneo Clausura. 'Los xeneizes' encajaron una sonora goleada (1-4) en 'La Bombonera' mientras que 'los millonarios' empataron (0-0) en campo de Tigre.

Señalaban muchas de las previas de este Clausura a Boca Juniors como uno de los máximos candidatos a llevarse el torneo. Volvía Riquelme, tras un semestre sin poder jugar por lesión, y se hicieron fichajes: Erviti, Rivero, Somoza y Falcioni (nuevo entrenador). La ilusión, antes de empezar, era máxima; la decepción tras el primer partido es mayúscula. 
Se desconoce cuánto tiempo tardará Falcioni en implantar su idea de fútbol en este equipo y en dar con la tecla. Por lo pronto se vio a un equipo muy inseguro atrás, cometiendo graves errores individuales -los del guardameta García son un ejemplo- y colectivos. También le faltó circulación de balón a Boca, ya que ni Somoza ni Battaglia son grandes distribuidores, así que Boca necesitará a Walter Erviti y Riquelme en su máxima expresión si desean generar fútbol.


De Erviti apenas se supo nada en la dolorosa derrota ante Godoy Cruz, pero no hay razones para pensar que su fichaje no dará réditos a Boca. No se puede decir lo mismo de Juan Román Riquelme, su rendimiento sí que es una incógnita, una de las mayores de este Clausura que acaba de comenzar. No se le vio bien físicamente y estuvo lejos de marcar diferencias, pero sí que dejó varios destellos de clase, armando el juego en tres cuartos de campo, pisando el área rival en algunas ocasiones y suponiendo una amenaza con sus lanzamientos desde fuera del área. Menos es nada. No obstante, si su estado físico no mejora -confiemos en que sí- será difícil que aporte lo que Boca necesita de él. Lo necesita a él y urge que Pablo Mouche confirme las buenas sensaciones que deja en algunos tramos de partidos como el de esta noche.

Las expectativas iniciales de River Plate eran inferiores. No olvidemos que el objetivo principal de 'los millonarios' es no caer en la promoción de descenso. Muy bien se tienen que dar las cosas para que el equipo pelee el campeonato. Las líneas maestras del equipo de Jota Jota parecen claras: es primordial dejar la portería a cero y, en segundo lugar, maximizar los recursos de la gente talentosa que tiene de mediocampo hacia delante. Por ello forma con línea de tres centrales atrás, y ante Tigre se consiguió el objetivo de ese esquema, que el portero Chichizola tuviese poco trabajo. Logrado esto a River "solo" le falta que la gente de ataque complemente el buen trabajo defensivo. Probó Jota Jota con dos enganches -Erik Lamela y Lanzini- por detrás de Pavone. Se pudo atisbar la calidad de los dos primeros, aunque no tuviesen una gran actuación. Pavone sí estuvo mejor y si además se reencuentra con el gol, River tendrá mucho hecho. En las próximas semanas comprobaremos cuál es el rol de Funes Mori y Buonanotte en este equipo.

Pero esto no ha hecho más que empezar y tanto a River como a Boca hay que exigirles más, tienen margen de mejora. Aunque no será fácil que peleen el Clausura 2011 con los equipos que mejores sensaciones han transmitido en la primera fecha: San Lorenzo, Vélez, Independiente y, sobre todo, Estudiantes.

1 comentario:

Jose Montes dijo...

Una auténtica lastima la situación actual de River Plate, que como tu muy bien has indicado, tienen como objetivo eludir el descenso. Muy mal deben haber hecho las cosas para verse en la desastrosa situación económica que sufren en la actualidad. Es increible que un club que ha vendido a tantisimos futbolistas esté absolutamente arruinado. A pesar de ello, todos aquellos que estimamos a este club, tenemos la esperanza de que consigan firmar un buen torneo.
Veremos como transcurre el campeonato.
Saludos.