jueves, 21 de octubre de 2010

Oporto, con margen para crecer

Temporada 2002/2003. El Oporto conquista la liga portuguesa, la copa portuguesa y la Copa de la UEFA.
Temporada 2003/2004. El Oporto conquista la liga portuguesa y la Champions League. Equipo muy marcado por la figura del entrenador; equipo hecho a imagen y semejanza de Jose Mourinho (41 años en el momento de conquistar la máxima competición de clubes).
Temporada 2010/11. El Oporto parte como máximo favorito en la liga portugesa y la copa portuguesa, así como candidato a ganar la Europa League. Entrenado por un jovencísimo Andre Villas-Boas (33) que despierta la atención de todo el continente.
Temporada 2011/12. El Oporto volverá a partir como favorito en la liga portuguesa y la copa portuguesa, ¿candidato a pelear la Champions? Why not?


El dominio del Oporto en el fútbol luso ha sido abrumador en los últimos tiempos (ha ganado 6 de las últimas 8 ligas). Cuando eres el amo y señor del mercado portugués y del sudamericano no es de extrañar que tu hegemonía en Portugal se prolongue durante casi una década. Y esto no tiene visos de que vaya a cambiar.
Ejemplos de su dominio en el mercado portugués los tenemos cada año: Joao Moutinho (2010), Rubén Micael (10), Silvestre Varela (09),  Aly Cissokho (09), Rolando (08), Fernando (07), Helton (05), etc.

Los ejemplos de su dominio en el mercado sudamericano son todavía mayores: Walter (2010), James Rodríguez (10), Nicolás Otamendi (10), Falcao (09), Fernando Belluschi (09), Diego Valeri (09), Freddy Guarín (08), Ernesto Farías (07), Jorge Fucile (07), Mario Bolatti (07).
Por si fuera poco, os portistas tienen la capacidad para pescar auténticas gangas en lugares tan distintos y distantes como Rumanía (Álvaro Pereira, Cluj, 2009), Francia (C.Rodríguez, PSG, 08) o Japón (Hulk, Tokyo Verdy, 08).

¿Lo mejor de todo?, pues que el Oporto se mueve como pez en el agua en estos tres sectores y que esto no es un obstáculo para que los números salgan...¡y qué números! Este año han vuelto a facturar, en materia de fichajes, más de lo que han gastado. 


Líder destacadísimo de la Liga Sagres (7 puntos de ventaja tras 7 encuentros). Villas-Boas todavía no conoce la derrota -como tampoco la conoce, en Madrid, su mentor-. Y se trata de un proyecto que puede crecer a medio y largo plazo. Lo lógica dice que el Oporto ganará, con cierta facilidad, la Liga Sagres'11 y que será difícil que el Benfica, el Sporting o algún otro club le haga sombra en los próximos años. Pensar en cotas mayores es la obligación. Este año toca competir y pelear la Europa League -hay equipo para ganarla-, el siguiente la ambición tiene que ser la máxima de este equipo en la Champions. Ojo, no hablo de que el objetivo sea ganarla, ni mucho menos.

La base es buena, la forma de trabajar también, talento hay y jugadores que todavía tienen mucho margen de mejora también. Belluschi, Falcao, Hulk, Fernando, etc son jugadores contrastados. Walter, Rubén Micael, James Rodríguez...jóvenes que tienen que ayudar a dar un salto de calidad a este equipo. En concreto, Micael y J.Rodríguez pueden ser determinantes a medio plazo en Oporto, jugadores que pueden marcar diferencias en partidos de Champions. Todo ello aderezado por Villas-Boas, un entrenador que será TOP más pronto que tarde. ¿Hay o no hay motivos para ilusionarse en Oporto?


Bonus track ---> Vítor Baía, al hilo del homenaje del Benfica a sus campeones de Europa, comenta que su carrera hubiera tenido "una repercusión muy diferente" si hubiese jugado en el Benfica o el Sporting.

Lectura recomendada: Injusticia poética

1 comentario:

Daros (Gol de Oro) dijo...

En Portugal está claro que no es un grande sino un auténtico gigante, y saben fichar gente muy prometedora y con mucho talento.

Pero el problema es que en Portugal no hay una liga potente que le haga realmente competitivo al Oporto. Puede dar guerra en ciertos momentos en Europa, pero a la hora de la verdad está claramente por debajo de los grandes del continente.

Cuando he dicho que sabían fichar he utilizado el término "prometedor", y es que es eso, fichan promesas... con mucha calidad pero promesas al fin y al cabo que necesitan experiencia y madurez.

Con lo que tienen y con lo bien que trabajan desde los despachos se llevan de calle la mayoría de competiciones caseras, y es muy posible verle en las fases finales de la Europa League, pero dudo mucho que pueda codearse con los gigantes de Europa en Champions League.