viernes, 19 de febrero de 2010

El día en que Arshavin asombró a Europa

Tras la caída de la Unión Soviética, el fútbol del Este también "desapareció" del mapa, salvo puntuales momentos del brillantez del Dinamo de Kiev de Shevchenko y Rebrov. Pero pasaron unos cuántos años hasta que un equipo del Este volviese a ganar una competición continental, fue en 2005 cuando el CSKA de Moscú ganó la UEFA. Sin embargo a su victoria en ese torneo la siguieron varias actuaciones decepcionantes en la competición reina, la Champions. El CSKA era incapaz de cumplir las expectativas y el fútbol ruso y del Este seguía sin encontrar un representante capaz de pelear con los grandes del continente, como décadas atrás sucediese con Dinamo Kiev y Spartak Moscú, por ejemplo. El relevo de ese CSKA campeón lo tomaría un equipo todavía más ambicioso y en el que, por momentos, algunos llegamos a ver a un equipo que podría llegar a pelear de tú a tú con los Chelsea, Real Madrid, Milan, Barcelona, Manchester United, Liverpool, Juventus o Arsenal de turno. Era el Zenit, el Zenit de Andrei Arshavin.

Durante años Arshavin no era más que un desconocido jugador de un semidesconocido equipo ruso, pero las cosas empezaron a cambiar en 2007, cuando el Zenit se proclamó campeón de la liga rusa. Pocos meses después los pupilos de Advocaat se dieron a conocer al gran público con su gran actuación en la UEFA de 2008, en la que superaron a Villarreal, Marsella, Bayer Leverkusen, Bayern Munich y en la final al Glasgow Rangers.
El Zenit encandiló a los aficionados gracias a su buen juego y Arshavin maravillaba a los espectadores partido sí y partido también. Un servidor se "enamoró" de Arshavin mientras veía su exhibición en Leverkusen en el partido de ida de aquellos cuartos de final de la UEFA, en la que el modesto Zenit apalizaría posteriormente a Bayern Munich.

Sin embargo, la Copa de la UEFA tiene la repercusión que tiene, y no todo el mundo fue consciente de lo que significaba Arshavin hasta que presenciaron la Eurocopa de ese mismo año. Meses después llegaría la Supercopa de Europa en la que Arshavin y los suyos derrotaron al campeón de Europa, el Manchester United. Otros cuantos meses después, el crack ruso abandonó su club de toda su vida para
fichar por el Arsenal; hubo algunos escépticos, pero pronto calló bocas, las pocas que cuestionaban su calidad después del 21 de junio de 2008.
España llegaba a los cuartos de final de la Euro 2008 como la gran favorita, mientras que Holanda se presentaba como uno de los grandes rivales de la 'roja'. La selección de los Sneijder, Van der Vaart, Van Persie o Van Nistelrooy había cuajado una 1ª ronda impecable, tumbando a Italia (3-0) y Francia (4-1), así que todo lo que no fuera una victoria de Holanda ante la selección rusa sería un sorpresón. El 3-1 final (con prórroga de por medio) no es suficiente para explicar la superioridad existente aquel día sobre el terreno de juego de St Jakob Park, por parte de Rusia. Sin embargo la superioridad rusa ante una selección teóricamente superior pasará al olvido, ya que lo que ha pasado a la historia de las Eurocopas es la EXHIBICIÓN de Andrei Arshavin aquella noche. Su actuación ese día es una de las mayores demostraciones de talento que han visto mis ojos, un partido que uno no se cansaría de ver una y otra vez, porque ver a Arshavin hacer estas barbaridades no tiene precio.


video

Descargar vídeo (Megaupload)

3 comentarios:

Javiculé dijo...

Gran post, a la altura de lo que este genio se merece.

Qué pena me da verlo en el Arsenal, jugando muchas veces como hombre más adelantado...Si no fuera porque es imposible, debido a las relaciones entre gunners y spurs, sería ideal un traspaso de Pavlyuchenko al Arsenal, una operación en la que saldrían ganando todos. Sobre todo el Arsenal.

Nico Iriarte dijo...

Coincido con Jabiculè, preparaste un gran post.

Arshavin es uno de los mejores jugadores del mundo, tal vez el Arsenal no es su equipo y no se si el Barcelona lo era en su momento pero si se tenia que alejar de la Premier rusa, ahora mismo necesita otro equipo urgente.

Saludos desde Mirada Internacional.

Marc Calduch dijo...

Gran post sobre un genio como Arshavin. Saludos desde http://caviardefutbol.blogspot.com/